Oración

por Linda Kiklikian
Nuestro tierno y justo Señor

“Le pido que, por medio del Espíritu y con el poder que procede de sus gloriosas riquezas, los fortalezca a ustedes en lo íntimo de su ser, para que por fe Cristo habite en sus corazones. Y pido que, arraigados y cimentados en amor.”

Efesios 3:16-17

Nuestro tierno y justo Señor, gracias por poder descansar en Tu presencia y poder ver este bello amanecer, por permitirnos deleitarnos en Tu presencia; gracias por tus promesas de hacer justicia en Venezuela que dice: «Así mostraré mi gloria entre las naciones y todas las naciones verán mis juicios y el poder que les muestro. Desde ese día el pueblo de Israel sabrá que yo soy el SEÑOR su Dios. Todas las naciones sabrán que yo desterré al pueblo de Israel por su culpa, por haberse rebelado en mi contra. Me aparté de ellos y los entregué a los enemigos, que los mataron a filo de espada.

Los traté de acuerdo a sus crímenes. Me alejé de ellos. Por lo tanto, dice el Señor DIOS: Ahora restauraré la suerte de Jacob; tendré compasión de la familia entera de Israel. Le mostraré la pasión que siento por mi nombre santo. Y cuando regresen a la seguridad de su tierra, donde no hay nadie a quien temerle, entonces se olvidarán de su vergüenza y ya no se rebelarán contra mí. Esto sucederá cuando los haga volver de las naciones extranjeras y los reúna de entre los países de sus enemigos, entonces yo mostraré mi santidad entre ellos, a la vista de muchas naciones.

Cuando los traiga de entre las naciones y los reúna de nuevo en su tierra sin dejar a nadie, ¡entonces sabrán que yo soy el SEÑOR su Dios! Y yo, quien he derramado mi Espíritu sobre ellos, ya no me apartaré de ellos. Es la decisión del Señor DIOS” (Ezequiel 39:21-29).

Gracias Padre por estas preciosas promesas, ciertamente verdaderas que salen de tu tierno corazón para derramar sobre nosotros tu Santo Espíritu, gracias porque pronto harás justicia a tus hijos que arrepentidos te pedimos perdón, un corazón nuevo, según el tuyo y cambiamos de vida para hacer lo bueno.

Quizás desee leer: ¡Dios todopoderoso y misericordioso!

Sabemos que Tú nos concederás las peticiones de nuestro corazón; encomendamos solo a ti nuestro camino y confiamos que Tú actuarás.

Te queremos agradecer porque tu presencia en nosotros, es el descanso que nuestra alma necesita.

Te agradecemos porque te llevaste nuestro pecado y nos diste estas preciosas promesas de una nueva vida con sentido y felicidad.

Te pedimos que nos enseñes a cultivar una hermosa relación contigo para no perder en ningún momento el gozo y la paz que tanto anhelamos donde estamos ahora y en nuestro precioso país Venezuela, para vivir en armonía en nuestros hogares, con nuestros seres queridos y con todos nuestros hermanos.

Todo esto te lo agradecemos en el precioso nombre de Jesucristo, amén y amén.

DIOS NOS COLME CON TODA CLASE DE BENDICIONES.

seryhumano.com / Linda Kiklikian

Si quiere recibir en su celular esta y otras informaciones y artículos descargue Telegram, ingrese al link htts://t.me/seryhumano y dele clic a +Unirme

Deja un comentario