Noticias

Israel Nieves, miembro de Unidad Visión Venezuela, denunció que el país está hecho un caos, aparte de la crisis política y económica, también por la constante fallas en los servicios públicos como agua, electricidad, transporte y vialidad.

Actualmente en Venezuela no hay luz, ni agua, ni medicinas, ni transporte público, ni internet, ni señal, ni efectivo, ni seguridad, ni gasolina, ni producción, en fin, un verdadero caos que nos ha llevado a la ruina este régimen socialista. Lo más lamentable, es que todo esto ocurre bajo la mirada de gobernantes indolentes y corruptos, que solo cuidan sus intereses, mientras los ciudadanos padecen las penurias del peor gobierno de la historia”. Dijo Nieves.

De gira por el estado Anzoátegui, el dirigente de Unidad Visión Venezuela corroboró la crisis humanitaria sin precedentes que se vive en cada rincón del país. “En un recorrido por este estado oriental, los lugareños se quejan de la falta de servicios, alegan que llevan más de tres meses que no reciben las cajas Claps, mientras vemos como en la calle Venezuela y el mercado de Puerto La Cruz, estos productos son expendidos libremente bajo la protección de la Guardia Nacional y la Policía de Sotillo, por bachaqueros que ofrecen a precios exorbitantes los productos como: arroz en Bs. 5.000, azúcar en 4.000, aceite en 8.500, pagaderos en efectivo en moneda nacional o dólares”.

Según algunos usuarios, estas “mafias” desvían las gandolas de cajas Clap directo a almacenes de comerciantes de origen asiáticos y árabes en la zona, y son distribuidos por buhoneros con la intención de no dejar rastro alguno. “Las denuncias han sido elevadas a las instancias correspondientes, sin que autoridad alguna tome cartas en el asunto”, recalcó Nieves.

Manifestó que otra realidad que viven los habitantes de Anzoátegui, es la contaminación ambiental debido a las grandes cantidades de basura y desechos sólidos en las calles, a causa de la inexistente recolección por parte de la empresa contratada para tal fin. “Nadie sabe qué clase de guiso hay con el servicio de aseo urbano; pues las autoridades del municipio Bolívar (Barcelona) no dan respuestas al asunto; la contaminación del agua ha traído duras consecuencias a la salud: casos de diarreas, amibiasis, dengue, son solo algunos enfermedades que padecen en este estado, y lo más grave es que el hospital Luis Razetti de Barcelona, el Seguro Social de Las Garzas, el Seguro de Guaraguao, así como el ambulatorio de tronconal 5to, se encuentran en terapia intensiva sin médicos ni enfermeras por que han migrado del país, así como tampoco cuentan con insumos”.

Alegó que usuarios de estos centros de salud, han denunciado en reiteradas oportunidades que ha llegado dotación de la ayuda humanitaria a estos lugares, “pero extrañamente desaparecen los insumos y medicinas de los almacenes, dejando desprotegida a la población. Los llamados a las autoridades tanto nacionales como regionales han sido infructuosos y es que  una zona otrora potencia turística y pesquera totalmente arrasada por la peste del siglo 21, y que aún bajo el yugo opresor se resiste a morir y sigue en pie de lucha para volver a ser un estado pujante como años atrás, solo pide que por lo menos se les garantice lo establecido en la Constitución y las leyes, que es el derecho a alimentarse y tener atención médica y servicios públicos decentes”, concluyó Israel Nieves.

seryhumano.com

Deja un comentario